Mini Chocolate Chip Cookies

Hola, soy Belén y me he decidido a publicar mi primera receta de repostería!
Hasta 1933, nadie había comido las galletas con pepitas de chocolate tradicionales de la repostería americana. Las inventó por casualidad Ruth Wakefield que solía hacer galletas de chocolate para sus invitados pero un día no tenía chocolate en polvo, por lo que decidió usar una tableta picada en taquitos tamaño guisantes pensando que se derretirían. El resultado gustó tanto que las llamó «Chocolate Chip Cookies».
Yo suelo prepararlas porque no me gusta comprar dulces industriales de los del super, así cuando me permito comer algún capricho se que por lo menos es sano. Están buenísimas para desayunar, merendar, o llevártelas para tomártelas en el descanso de clase. Y si las mojas en leche bien fría ya ni os digo….

Ingredientes para unas 20 – 30 mini cookies:
115 gr mantequilla ablandada
55 gr azucar blanca (yo a veces le pongo azúcar moreno)
1 huevo
200 gr harina de trigo
1 cucharita de bicarbonato
100 gr pepitas de chocolate (yo pique chocolate en tableta de ese de reposteria, tampoco muy picado)
100 gr nueces picaditas

En un bol mezclamos la mantequilla (previamente ablandada en el microondas) y el azúcar hasta que quede cremoso, añadimos el huevo batido. Entonces añadimos la harina, el bicarbonato, el chocolate y las nueces. Necesitaréis amasar un poco con las manos. Quedara una masa consistente. Os recomiendo envolverla en film transparente y dejarla reposar en la nevera unas horas, así será más facil de manejar.
Precalentamos el horno a 200º. Sacamos la masa de la nevera y la dividimos en bolitas de 3cms de diámetro. Se disponen en una bandeja de horno, con su correspondiente papel para que no se peguen. La separación entre ellas debe ser de casi una bola. Con la mano aplastamos las boitas hasta dejarlas de 1cm de grosor. Introducimos la bandeja en el horno y horneamos unos 8 o10 o minutos.
Se les puede dar el punto que más os guste: si las dejáis menos tiempo quedarán más «abizcochadas» y si las dejáis más quedarán más crujientes. Todo es cuestión de gustos!
Dejamos secar en una rejilla hasta que los chips de chocolate endurezcan. Espero que os gusten, porque a mi me encantan!

Publicado por

Me llamo Leo. Soy arquitecto, diseñador y amante de la gastronomía. No puedo estar quieto, siempre estoy leyendo, investigando o hablando de cosas relacionadas con la cocina. Me encanta Asia y ver películas con algo que se pueda comer con las manos. No soporto un cafe mal servido y el pescado, cuanto más lejos del fuego mejor.